Modelo Contrato De Relevo

Contrato De Relevo

ABRIR MODELO CONTRATO

Los contratos de relevo están diseñados para proteger a los propietarios de negocios y a los empleados al final de la relación laboral. Según Nolo, una empresa de editoriales y sitios web de leyes, el objetivo de este tipo de contrato es asegurarse de que el empleado no revelará información confidencial de la empresa, competirá con la empresa una vez que deje su puesto o le robará clientes a la empresa. El contrato de relevo también puede proteger a la empresa de cualquier responsabilidad que pueda surgir del comportamiento del empleado una vez que ya no forme parte de la misma.

¿Qué se necesita para un contrato relevo?

La terminación de un contrato de arrendamiento puede ser un proceso estresante, especialmente si el inquilino tiene que terminar el contrato antes de lo esperado. Sin embargo, en algunos casos, es posible que el inquilino tenga que dejar el apartamento por un periodo de tiempo antes de que el contrato original expire. Esto se conoce como un contrato de relevo. Aquí hay algunos consejos sobre lo que se necesita para un contrato de relevo.

1. Una carta de notificación

El primer paso para establecer un contrato de relevo es notificar al arrendador por escrito de la intención del inquilino de dejar el apartamento. Esta carta debe incluir la fecha en que el inquilino planea dejar el apartamento, así como la fecha en que planea regresar. También debe incluir la información de contacto del nuevo inquilino, como su nombre, dirección y número de teléfono. Si el nuevo inquilino es un amigo o un miembro de la familia, también debe incluir su relación con el inquilino. Si el nuevo inquilino es un desconocido, el inquilino debe proporcionar al arrendador una lista de referencias.

2. Una solicitud de aprobación del arrendador

Una vez que el inquilino haya notificado al arrendador de su intención de dejar el apartamento, debe solicitar la aprobación del arrendador para el nuevo inquilino. El arrendador tiene derecho a negarse si tiene alguna preocupación sobre el nuevo inquilino, como si no cumple con los requisitos del contrato de arrendamiento original. Si el arrendador aprueba al nuevo inquilino, debe emitir una nueva autorización de inquilino, que debe ser firmada por el nuevo inquilino.

3. Una copia del contrato de arrendamiento original

Un contrato de relevo es esencialmente una prorroga del contrato de arrendamiento original. Por lo tanto, el nuevo inquilino debe recibir una copia del contrato de arrendamiento original, que debe ser firmada por él o ella. Este contrato debe especificar la duración del contrato de relevo, así como cualquier otro término y condición que se aplique al contrato original. Si el inquilino original tiene alguna pregunta sobre el contrato de relevo, debe ponerse en contacto con el arrendador para obtener más información.

4. Un depósito de seguridad

Al igual que con el contrato de arrendamiento original, el nuevo inquilino debe hacer un depósito de seguridad al arrendador. El monto del depósito de seguridad debe ser el mismo que el monto del depósito de seguridad original. Si el nuevo inquilino no puede pagar el depósito de seguridad, debe ponerse en contacto con el arrendador para ver si hay alguna manera de que pueda hacerlo.

5. Una nueva llave del apartamento

Por último, pero no menos importante, el nuevo inquilino debe recibir una nueva llave del apartamento. Si el inquilino original

¿Quién puede solicitar el contrato relevo?

¿Quién puede solicitar el contrato relevo?

De acuerdo al Artículo 6 de la Ley de Contrato de Trabajo, el contrato de relevo podrá ser solicitado por el trabajador en los siguientes casos:

  • Cuando fallezca el titular del contrato.
  • Por jubilación del titular del contrato.
  • Por incapacidad permanente del titular del contrato, siempre que dicha incapacidad sea igual o superior al 33% de la capacidad normal para el trabajo.
  • Por rescisión del contrato a instancia del trabajador, en los casos previstos en el Artículo 245 de la Ley de Contrato de Trabajo.
  • Por traslado del domicilio del empleador a una localidad distinta a aquella donde reside el trabajador, que implique una modificación sustancial de las condiciones de trabajo pactadas.

En todos los casos, el contrato de relevo podrá ser solicitado dentro de los tres meses siguientes a aquel en que se produzca el hecho que lo haga posible.

La solicitud de contrato de relevo deberá ser dirigida por el trabajador al empleador, y deberá contener:

  • La identificación del trabajador.
  • La identificación del empleador.
  • La relación de los hechos que hacen posible la solicitud.
  • La designación de la persona que habrá de ser beneficiaria del contrato de relevo.

En el caso de que el empleador no se pronuncie dentro de los diez días hábiles de recibida la solicitud, se entenderá que acepta la misma.

¿Cuánto paga la Seguridad Social en un contrato de relevo?

La Seguridad Social paga una prestación por contrato de relevo a las personas que, por razones de edad, cese en su actividad laboral y se comprometen a ceder su puesto de trabajo a un trabajador de menos de 55 años, siempre que cumplan los requisitos establecidos en la legislación vigente.

Para tener derecho a la prestación por contrato de relevo, el trabajador debe haber cotizado durante al menos cinco años ininterrumpidamente. No obstante, en el caso de los trabajadores de 55 años o más, la prestación será proporcional a los años cotizados, de acuerdo con lo establecido en el Reglamento General de la Ley de la Seguridad Social.

La prestación por contrato de relevo se calcula de la siguiente forma:

  • El importe mensual de la prestación equivale al 60% de la base reguladora del trabajador, si éste cotizó durante más de diez años.
  • Si el trabajador cotizó entre cinco y diez años, el importe mensual de la prestación será el 55% de la base reguladora.
  • Por último, si el trabajador cotizó menos de cinco años, el importe mensual de la prestación será el 50% de la base reguladora.

La base reguladora se obtiene de la suma de todas las bases mínimas de cotización percibidas por el trabajador en los últimos diez años, de acuerdo con lo establecido en el artículo 212 del Reglamento General de la Ley de la Seguridad Social.

La prestación por contrato de relevo se paga mensualmente y su importe no puede ser inferior a un salario mínimo interprofesional. No obstante, el trabajador podrá renunciar a la prestación en cualquier momento, siempre que lo haga por escrito y de forma voluntaria.

La prestación por contrato de relevo es compatible con cualquier otra prestación por desempleo a la que el trabajador tenga derecho. No obstante, si el trabajador cobra una prestación por jubilación, ésta será reducida en la cuantía que corresponda a la prestación por contrato de relevo.

¿Cuándo me puedo jubilar con contrato relevo?

La jubilación con contrato relevo es una opción que se ofrece a los trabajadores que, por una causa justificada, no pueden seguir trabajando en su puesto de trabajo. En este caso, el trabajador tendrá derecho a la jubilación anticipada con una reducción de la pensión.

Para poder acceder a esta opción, el trabajador deberá cumplir los siguientes requisitos:

  • Tener 55 años de edad, siendo la edad mínima para jubilarse de forma anticipada.
  • Estar en posesión de un certificado médico que acredite que el trabajador no puede seguir trabajando en su puesto de trabajo por una causa justificada.
  • Haber cotizado un mínimo de 15 años.

Una vez cumplidos estos requisitos, el trabajador podrá solicitar la jubilación anticipada con una reducción de la pensión. La reducción será del 5% por cada año que falte para cumplir los requisitos para la jubilación ordinaria. Por ejemplo, si el trabajador tiene 60 años de edad, la reducción será del 25%.

En el caso de que el trabajador no cumpla los requisitos para acceder a la jubilación anticipada, podrá solicitar el contrato relevo. El contrato relevo es un contrato de trabajo por el que el trabajador se compromete a ceder su puesto de trabajo a otra persona, normalmente un familiar, cuando este cumpla los requisitos para acceder a la jubilación anticipada.

Este contrato de trabajo tendrá una duración máxima de 5 años y una vez finalizado, el trabajador podrá jubilarse de forma anticipada con una reducción de la pensión.

Para hacer un contrato de relevo, se necesita establecer una relación contractual entre el relevista y el relevista. El relevista será responsable de cumplir con todas las obligaciones del contrato, mientras que el relevista estará a cargo de los pagos.

Plantilla Contrato De Relevo PDF WORD

MODELO CONTRATO PDF

MODELO CONTRATO WORD